jueves, 21 de diciembre de 2017

Reseña: La guerra de las brujas, Maite Carranza

Esta reseña fue publicada en mi antiguo blog el 6 de junio del 2009

La guerra de las brujas. El clan de la loba
Maite Carranza
Edebé
Primera edición 2005
Sinopsis: Desde tiempos inmemoriales, los clanes de las brujas Omar han vivido ocultándose de las sanguinarias brujas Odish y esperando la llegada de la elegida por la profecía. Ahora los astros confirman que el tiempo está próximo.

Anaíd, que ha vivido durante sus catorce años de vida apartada en un pueblo del Pirineo, ignora los secretos que atañen a las mujeres de su familia…Hasta que la misteriosa desaparición de su madre, Selene la pelirroja, la enfrenta a una verdad tan escalofriante como increíble y la obliga a recorrer un largo camino cuajado de peligros y descubrimientos.

Reseña:  El Clan de la Loba es el primer volumen de la trilogía La guerra de las brujas, un volumen lleno de magia, fantasía, humor y mucha intriga que en cada página te invita a seguir leyendo y conocer mucho más sobre la joven Anaíd, la bruja protagonista.


 Mucho más sobre la novela “Atención Spolier”: Si aún no habéis leído la novela, tened mucho cuidado pues en los siguientes párrafos os encontrareis varios spolier de la novela.

La historia nos sitúa en un pequeño pueblo de los Pirineos donde vive Añaíd con su madre, una joven pelirroja, de extrema belleza, y algo inmadura para su edad, pero quien protege y quiere a Anaíd, hasta que de repente, una noche, desaparece sin más, sin despedirse, ni dejar nota.

Cuando la joven no encuentra a su madre decide buscarla al bosque. Éste le trae buenos recuerdos y malos a la vez, pues un año antes, tras una gran tormenta, encontraron a su abuela muerta en esos paramos.

Finalmente Anaíd se da por vencida y decide contarle a un familiar que Selene ha desaparecido y los siguiente días son todo caos para la joven. Recibe visitas de familiares que no conocía, como la de su extraña tía que crea el caos allá por donde va, tirando por error una medicina que toma la joven. Es este pequeño fallo lo que provoca el despertar de Anaíd y se proclama como bruja, pues la pócima que tomaba le impedía su crecimiento y por lo tanto la expansión de sus poderes. Cuando las componentes del clan descubren que es la pequeña es una gruja, se asustan muchísimo, pues ante todo deben protegerla de sus enemigas, las brujas Odish que se aprovechan de las jóvenes brujas para desangrarlas y así vivir eternamente.

 A partir de ese momento comienza el adiestramiento de Anaíd, quien no duda en utilizar a veces conjuros en su propio beneficio, como intentar que la chica más popular de su clase sea su amiga. Sin embargo, entonces descubre que las bruja Omar no hacen eso, sino las Odish, sus eternas enemigas, y ella solo deberá utilizar la magia para el bien. Mientras su adiestramiento sigue también continua la misteriosa desaparición de Selene, de quien no creen que ha desaparecido por voluntad propia, sino que ha sido secuestrada por las brujas Odish, pues Selene es la joven de la que habla las profecías, aquella que podrá acabar con las guerras de los dos clanes o la supervivencia de uno solo de ellos.

Todas las componentes del clan creen en la traición se Selene que siempre ha sido caprichosa, egoísta y adoraba utilizar la magia en voluntad propia, la única que no lo cree es Anaíd que no le importa enfrentarse a las Odish para recuperar a su madre, para traerla junto a ella a pesar de todas las promesas que les ofrezcan las brujas. Y así empiezan el viaje de Anaíd y una preparación más intensiva, pues todas las brujas Omar saben que si no vuelven a Selene de su bando, la elegida de las profecías, será el fin de todas ellas.



El libro me ha gustado mucho y te incita a leer en cada páginas más y más, y una vez lo acabas deseas saber que ocurre en las siguientes partes: El Desierto de Hielo y La maldición de Odi.