viernes, 8 de diciembre de 2017

Reseña: Oscuros. El poder de las sombras

Esta reseña fue publicada en mi antiguo blog el 10 de enero del 2011.

Oscuros. El poder de las sombras.
Kate Lauren
Montena
Resumen de contraportada:Nº 1 en el ranking de los más vendidos en USA y Uk. ¿te lo vas a perder? Más de 25.000 lectoras ya leyeron la primera parte de esta saga de Oscuros de Kate Lauren.

Nada en el mundo podría apagar las llamas del amor…
Aunque ella lo ignore, Luce es una pieza clave en la lucha entre el bien y el mal. Por eso los desterrados, ángeles caídos condenados al exilio, quieren secuestrarla, para chantajear a ángeles y demonios a cambio de ganarse un nuevo acceso al cielo. Daniel y Cam son conscientes del peligro que corre Luce y pactan una tregua de dieciocho días para trabajar juntos y poder dar caza a los desterrados. Durante este tiempo, además, los dos chicos quieren mantener a Luce lejos del peligro y la esconden en Shoreline, una exclusiva escuela en la que conviven humanos y Nephilim, descendientes de ángeles que la protegerán. Los profesores de los Nephilim, Steven y Francesca, son un demonio y un ángel que están enamorados. Ellos enseñan a Luce que las sombras que la acechan, los Anunciantes, pueden mostrarle imágenes de sus múltiples pasados. Gracias a ello, Luce pronto entenderá muchas de las cosas que Daniel no ha querido contarle, incluido el pacto con Cam, y empezará a sospechar que su relación está motivada por intereses ocultos…
Reseña Oscuros. El poder de las Sombras. Atención Spoiler: El poder de las sombras es la segunda parte de la serie Oscuros, escrita por Lauren Kate

A pesar de ser una serie, y de que no he leído la primera parte, no es difícil introducirte en la historia, ya que la autora recuerda acontecimientos importantes de la primera parte. Gracias a la autora y por medio de los pensamientos de Luce, he podido conocer parte de todo lo que vivió la protagonista en la primera parte y no sólo por parte de ella, sino a raíz de otros personajes, ya que cuando Luce llega a su nueva escuela todos conocen su historia.
Daniel fue un ángel bastante poderoso, que se enamoró de Luce, por lo que fue castigado; privándole de su posición. El amor de Luce y Daniel quedó condenado. Se encontrarían vida, tras vida, pero ella nunca lo recordaría a él, y siempre moriría al desintegrarse.
De nuevo vuelvo a la trama de esta segunda parte. Como viene siendo habitual en otros libros “JR o Young Adult” la segunda parte podría considerarse una prueba de fuego para la pareja, ya que debido a ciertos acontecimientos han de separarse. Seguro que muchos recordareis que en la conocida saga “Crepúsculo” los protagonistas se separaron en el segundo volumen. En Oscuros sucede igual. Aunque al principio Daniel y Luce están juntos, por circunstancias han de separarse durante unas semanas y ella irá la Escuela de la Costa, un lugar donde estará segura y además asistirá a clases muy especiales donde sus compañeros podrán ser demonios, ángeles o nefilim.
Luce debe iniciar esta fase en solitario, mientras Daniel desempeña una misión que ella desconoce. Allí la joven comienza a conocer un poco mejor el nuevo mundo que ahora forma parte de su vida, a la vez que hace amigos, como el agradable Miles; un nefilim algo patoso comparado con sus otros compañeros, ya que él sólo tiene el poder de reflejar la imagen de ciertas personas o Shelby, su arisca compañera de habitación.
Al comienzo la relación de Luce y Shelby no es perfecta; Luce ignora el motivo pero al parecer la odia, aunque según avanza la trama la relación de las compañeras mejora, ya que Shelby puede ver vidas pasadas y Luce tiene la extraña habilidad de ver las anunciadoras o sombras, y gracias a éstas se puede ver momentos del pasado.
Luce pide a Shelby que la ayude con las sombras, ya que a través de ella podrá conocer algunos momentos de sus vidas y la joven acepta.
Juntas comienzan a invocar a las anunciadoras y empiezan a presenciar sus otras vidas pasadas.
Daniel hace alguna que otra aparición, aunque sus encuentros siempre acaban en discusión con Luce. Sin embargo, hay algo más, algo entre Shilbe y Daniel. Los dos, cada vez que se encuentran, actúan de manera extraña. Es gracias a Shilbe por quien Luce descubre que ambos tuvieron algo…, pero ¿qué fue ese algo? ¿Una relación o quizás sólo un encuentro?
Sobre los personajes, destaca entre todos ellos por su fuerte personalidad, Cam –quien ya apareció en la primera parte- convertido en esta ocasión protector de Luce, a quien le ha salvado la vida. Me ha gustado el personaje ya que tiene carácter, en cambio con Daniel no he conseguido empatizar. Se muestra demasiado protector con Luce, no le cuenta nada y en consecuencia, ella se mete en ciertas situaciones peligrosas. Algo completamente comprensible, cuando a cualquier persona se le niega algo o se le prohíbe hacer x cosas, o bien por las buenas o bien por las malas, acabará haciendo aquello que le prohíben.
Una de las situaciones de los personajes que me ha irritado ha sido cuando Luce se tiñe el pelo. La chica, en un arrebato, decide cambiar de look, algo completamente normal y que hemos hecho muchas personas –yo lo he hecho incontables veces- y ese cambio se refleja en su color de pelo, el cual se tiñe de rubio. Daniel expresa su mal estar al verla cambiada, ya que no le parece ella. Una persona sigue siendo la misma tenga el color verde, azul, rojo, etc, o con la cabeza rapada, como diría Shelby. Al principio Luce se revela, alegando que sigue siendo la misma, aunque finalmente vuelve a teñirse de su color normal. Puede parecer una tontería y aunque hablemos de libros, estas cosas suceden en la realidad, y si uno está a gusto con el color de una manera o llevando un estilo de ropa, la persona que te quiere debe aceptarlo. Es algo básico en una relación, aceptar al otro y no fruncir el ceño, enfurruñarte y lograr con ello que la otra persona acceda a tus deseos. Resumiendo, me gustó cuando Luce decidiera seguir siendo rubia, mostrando iniciativa, aunque sabía que tarde o temprano complacería a Daniel y así lo hizo.
Pero volvamos al argumento.
Luce está decidida a indagar en todas sus vidas pasadas, a pesar de que jugar con las sombras es muy peligroso, ya que pueden llegar a absorberla y atraparla. A pesar de conocer las consecuencias, ¿seguirá Luce invocando un poder tan descomunal? ¿Arriesgará su vida presente con tal de conocer su pasado?
En la obra también encontramos ingredientes ya conocidos en otras novelas, como Harry Potter o la saga de La casa de la Noche y es que los protagonistas acuden a una escuela mágica, donde aprenderán ciertas habilidades, además de conocer la historia. Un dato que me resultó curioso, y me gustó, es que las clases estuvieran impartidas por dos personas, siendo una de ellas, un ángel y otro un demonio. De esa manera ningún alumno estaría condicionado.
El ritmo de la novela es perfecto, ni muy rápido, ni muy lento, y la narración está muy bien lograda, en especial en las descripciones de la escuela o sus aromas, trasportándote a dicho lugar.
Una aventura de sombras, ángeles, nefilim y demonios.
Reseña Oscuros. El poder de las Sombras. Atención Spoiler: El poder de las sombras es la segunda parte de la serie Oscuros, escrita por Lauren Kate.
A pesar de ser una serie, y de que no he leído la primera parte, no es difícil introducirte en la historia, ya que la autora recuerda acontecimientos importantes de la primera parte. Gracias a la autora y por medio de los pensamientos de Luce, he podido conocer parte de todo lo que vivió la protagonista en la primera parte y no sólo por parte de ella, sino a raíz de otros personajes, ya que cuando Luce llega a su nueva escuela todos conocen su historia.
Daniel fue un ángel bastante poderoso, que se enamoró de Luce, por lo que fue castigado; privándole de su posición. El amor de Luce y Daniel quedó condenado. Se encontrarían vida, tras vida, pero ella nunca lo recordaría a él, y siempre moriría al desintegrarse.

De nuevo vuelvo a la trama de esta segunda parte. Como viene siendo habitual en otros libros “JR o Young Adult” la segunda parte podría considerarse una prueba de fuego para la pareja, ya que debido a ciertos acontecimientos han de separarse. Seguro que muchos recordareis que en la conocida saga “Crepúsculo” los protagonistas se separaron en el segundo volumen. En Oscuros sucede igual. Aunque al principio Daniel y Luce están juntos, por circunstancias han de separarse durante unas semanas y ella irá la Escuela de la Costa, un lugar donde estará segura y además asistirá a clases muy especiales donde sus compañeros podrán ser demonios, ángeles o nefilim.
Luce debe iniciar esta fase en solitario, mientras Daniel desempeña una misión que ella desconoce. Allí la joven comienza a conocer un poco mejor el nuevo mundo que ahora forma parte de su vida, a la vez que hace amigos, como el agradable Miles; un nefilim algo patoso comparado con sus otros compañeros, ya que él sólo tiene el poder de reflejar la imagen de ciertas personas o Shelby, su arisca compañera de habitación.
Al comienzo la relación de Luce y Shelby no es perfecta; Luce ignora el motivo pero al parecer la odia, aunque según avanza la trama la relación de las compañeras mejora, ya que Shelby puede ver vidas pasadas y Luce tiene la extraña habilidad de ver las anunciadoras o sombras, y gracias a éstas se puede ver momentos del pasado.
Luce pide a Shelby que la ayude con las sombras, ya que a través de ella podrá conocer algunos momentos de sus vidas y la joven acepta.
Juntas comienzan a invocar a las anunciadoras y empiezan a presenciar sus otras vidas pasadas.
Daniel hace alguna que otra aparición, aunque sus encuentros siempre acaban en discusión con Luce. Sin embargo, hay algo más, algo entre Shilbe y Daniel. Los dos, cada vez que se encuentran, actúan de manera extraña. Es gracias a Shilbe por quien Luce descubre que ambos tuvieron algo…, pero ¿qué fue ese algo? ¿Una relación o quizás sólo un encuentro?

Sobre los personajes, destaca entre todos ellos por su fuerte personalidad, Cam –quien ya apareció en la primera parte- convertido en esta ocasión protector de Luce, a quien le ha salvado la vida. Me ha gustado el personaje ya que tiene carácter, en cambio con Daniel no he conseguido empatizar. Se muestra demasiado protector con Luce, no le cuenta nada y en consecuencia, ella se mete en ciertas situaciones peligrosas. Algo completamente comprensible, cuando a cualquier persona se le niega algo o se le prohíbe hacer x cosas, o bien por las buenas o bien por las malas, acabará haciendo aquello que le prohíben.
Una de las situaciones de los personajes que me ha irritado ha sido cuando Luce se tiñe el pelo. La chica, en un arrebato, decide cambiar de look, algo completamente normal y que hemos hecho muchas personas –yo lo he hecho incontables veces- y ese cambio se refleja en su color de pelo, el cual se tiñe de rubio. Daniel expresa su mal estar al verla cambiada, ya que no le parece ella. Una persona sigue siendo la misma tenga el color verde, azul, rojo, etc, o con la cabeza rapada, como diría Shelby. Al principio Luce se revela, alegando que sigue siendo la misma, aunque finalmente vuelve a teñirse de su color normal. Puede parecer una tontería y aunque hablemos de libros, estas cosas suceden en la realidad, y si uno está a gusto con el color de una manera o llevando un estilo de ropa, la persona que te quiere debe aceptarlo. Es algo básico en una relación, aceptar al otro y no fruncir el ceño, enfurruñarte y lograr con ello que la otra persona acceda a tus deseos. Resumiendo, me gustó cuando Luce decidiera seguir siendo rubia, mostrando iniciativa, aunque sabía que tarde o temprano complacería a Daniel y así lo hizo.

Pero volvamos al argumento.
Luce está decidida a indagar en todas sus vidas pasadas, a pesar de que jugar con las sombras es muy peligroso, ya que pueden llegar a absorberla y atraparla. A pesar de conocer las consecuencias, ¿seguirá Luce invocando un poder tan descomunal? ¿Arriesgará su vida presente con tal de conocer su pasado?
En la obra también encontramos ingredientes ya conocidos en otras novelas, como Harry Potter o la saga de La casa de la Noche y es que los protagonistas acuden a una escuela mágica, donde aprenderán ciertas habilidades, además de conocer la historia. Un dato que me resultó curioso, y me gustó, es que las clases estuvieran impartidas por dos personas, siendo una de ellas, un ángel y otro un demonio. De esa manera ningún alumno estaría condicionado.
El ritmo de la novela es perfecto, ni muy rápido, ni muy lento, y la narración está muy bien lograda, en especial en las descripciones de la escuela o sus aromas, trasportándote a dicho lugar.
Una aventura de sombras, ángeles, nefilim y demonios.